Alimentos que te ayudarán a tener un vientre plano

Ya vienen los días de receso para ir a la playa. Es habitual que llevemos tiempo preparándonos para ostentar cuerpo y aún así no hayamos conseguido los resultados soñados: músculos tonificados, menos peso, piernas duras y barriga plana. Pero, cómo cuesta descontar esa distensión ventral o vientre hinchado.

Si perfectamente la nutriente tiene una relación directa con «la tripita», la doctora María Amaro de Feel Good indica que “el estilo de vida que llevamos contribuye a la distensión ventral: una rutina llena de estrés, comiendo rápido y sin tener actividad física son motivos que incluso damos a nuestro cuerpo para que reaccione con situaciones como las del vientre hinchado”.

Si empezamos por tolerar una dieta adecuada tenemos medio camino trayecto para eliminar la gordura de nuestra barriga.

El aumento de la ingesta de frutas, en singular la piña, y verduras es poco que debemos hacer si nos encontramos con este problema. Si lo acompañamos con poco de constipación, la verdura cruda y la fruta entera con piel van a resultar de mucha ayuda. Las verduras y hortalizas cuentan con una capacidad diurética por su elevado contenido en potasio y agua.

Ojo con la caucho. Hay que descartar la intolerancia a la lactosa, una de las vías por las que podemos tener problemas de distensión ventral. Una vez descartada, los probióticos son de ayuda pero por otra parte conviene un consumo de caucho y derivados bajos en gordura.

La preparación de la grano es un punto importante, ya que según cómo se cocine vamos a evitar la acumulación de gases y flatulencias. Hervidas o al vapor es la mejor guisa.

Un aumento de la carne blanca adjunto con la disminución de la ingesta de carne roja sustituyendo en ocasiones ésta última por pescado blanco, es una guisa de aportar alimentos hipocalóricos y muy diuréticos. Una ayuda para los que sufren de vientre hinchado y una buena guisa de prevenirlo incluso.

El huevo es necesario en cualquier costumbre alimenticio y más en esta situación ya que su proteína tiene un parada valencia biológico y mucha coenzima Q10 que es de gran ayuda en el día a día.

Los celíacos y la familia con problemas de animosidad al gluten son propensos a distensiones abdominales. Ellos no podrían, pero si no existe esta intolerancia es bueno consumir pan y productos integrales para el aumento de la fibra y combatir así el constipación.

Como incluso, evitar la ingesta de gordura en exceso y bebidas gaseosas o carbonatadas, agregan los expertos.

Buenos hábitos

El estilo de vida que llevemos incluso condiciona la aparición del vientre hinchado. Los siguientes tips que proponen combinados con los alimentos anteriormente explicados, ayudan a conseguir una buena vigor militar y un espléndido bienestar ventral.

– La praxis de control físico de forma regular favorece el tránsito intestinal y evita la retención de líquidos. Es una forma de evitar y evitar los problemas relacionados con la distensión en el baúl.

Tomar deprisa no ayuda mínimo y es una costumbre que favorece la aparición de gases. Por eso, la comida debe ser reposada y tranquila evitando distracciones con la televisión ya que no somos conscientes de la cantidad de alimento que ingerimos.

– Cocinar los alimentos hervidos, al vapor, al horno y a la plancha. Es afirmar, evitando las frituras y las comidas más grasientas.

– Si tomas de forma habitual infusiones, una infusión de canela tiene propiedades que ayudan en la desintoxicación del cuerpo y el tratamiento de la hinchazón y gases abdominales. En este sentido, la camomila con anisete incluso favorece las digestiones evitando los gases y la sensación de baúl inflamado. (Fuente: http://www.abc.es)