China fracasa en lanzamiento de su cohete espacial Larga Marcha 5 Y2

El cohete, segundo atrevido pesado de China, había despegado a las 19H23 (11H23 GMT) desde el centro espacial de Wenchang en la isla meridional de Hainan, según imágenes de la televisión estatal.
Pero “varias anomalías se produjeron en el pilotaje del cohete y la labor de propagación fracasó”, indicó poco a posteriori de las 12H00 GMT la agencia de parte estatal Xinhua.
Se llevará a lado una “investigación (…) para analizar los motivos del decisión”, añadió esa fuente.
El tirador Larga Marcha 5 Y2, que puede transportar hasta 25 toneladas, trasportaba el secuaz de comunicación real Shijian-18 (7,5 toneladas) para colocarlo en recorrido.
El objetivo del secuaz era mejorar el camino a internet y la recibimiento de canales de televisión en el conjunto del condado chino.
El país oriental lanzó en noviembre de 2016, desde la misma almohadilla espacial, su primer cohete Larga Marcha 5, presentado entonces como el tirador más potente de la historia de China.
El fracaso del propagación de este domingo supone un inusual contratiempo en el arribista software aeroespacial chino, en el que el régimen comunista ha invertido miles de millones de dólares para intentar sujetar su retraso respecto a Europa y Estados Unidos.
Pekín considera la conquista del espacio, coordinada por el ejército, como un símbolo de la nueva potencia del país dirigido por el Partido Comunista.