EE.UU. impuso una multa de 4.300 millones de dólares a Volkswagen por motores trucados

La Agencia de Protección Ambiental (EPA) y el Unidad de Imparcialidad de Estados Unidos anunciaron este miércoles un acuerdo con Volkswagen (VW) que supone una multa de 4 mil 300 millones de dólares y la presentación de cargos contra seis de sus ejecutivos por el escándalo de los motores diésel trucados del fabricante.

“Los intentos de Volkswagen para esquivar los estándares de emisiones e importar vehículos falsamente certificados en el país representa una atroz violación de nuestras leyes medioambientales, protección al consumidor y financieras”, señaló la fiscal normal, Loretta Lynch, al anunciar la multa acordada en rueda de prensa.

En septiembre de 2015, la empresa automotriz admitió que programó los vehículos para que encendieran los controles de emisiones durante las pruebas obligatorias y los apagaran en la carretera, con lo que emitieron hasta 40 veces el remate judicial de óxido de ázoe.

11 millones de vehículos tenían instalado el dispositivo para sortear las pruebas en todo el mundo. El escándalo se propagó rápidamente, particularmente en Europa, lo que condujo al retiro de autos diésel que utilizaban el software para sortear las pruebas.