El mundo recuerda a Juan Gabriel a un año de su muerte

(Foto Archivo)
Ya sea por la dedicación a su divulgado o por suceder sabido transmitir el percibir mexicano, Juan Gabriel sigue, un año luego de su homicidio, muy presente entre seguidores y amigos, quienes recuerdan al Divo de Juárez como alguno que “dio la vida por su música”.
La cantante mexicana Aida Cuevas tutela como un riquezas los correos electrónicos que le envió Juan Gabriel (1950-2016), cuyas frases, a simple paisaje de lo más comunes -“¿cómo está, mi vida?, ¿qué ha hecho de nuevo?”- “valen oro” para ella.
Cuevas conoció a Alberto Aguilera -nombre actual de Juan Gabriel- cuando ella tenía 19 primaveras, y desde entonces mantuvieron una relación que solo se rompió el 28 de agosto de 2016, cuando el cómico sufrió un infarto en Santa Mónica (California) que acabó con su vida.
“Él viajaba muchísimo, yo igualmente tenía mis compromisos, pero nunca dejamos de escribirnos, eso es lo que más extraño de él”, comenta a Efe la intérprete de música mexicana, quien está a las puertas de divulgar “Totalmente Juan Gabriel. Vol 2”, con parte de las canciones que el cómico oriundo de Parácuaro le legó.
Cuando llevaron las cenizas de su amigo al Palacio de Bellas Artes citadino, Cuevas fue invitada a cantar mientras ríos de personas cruzaban el vestíbulo del edificio para dar el extremo adiós a su ídolo.
Allí se dio cuenta de la “comunión” que logró con el divulgado, al que siempre se dedicó: “En ningún momento salió a cantar ni borracho, ni drogado, ni nulo”.
“Él siempre respetó el escena, al divulgado, salía vestido impecablemente, con la mejor aire, con las ganas de dar bienquerencia a través de sus canciones”, recuerda.
Juan Gabriel “dio su vida para la música”, sintetiza la intérprete, quien lamenta que en este extremo año se le haya “auditoría tan cruelmente” en algunos medios de comunicación por aspectos relacionados con su vida privada.
En la fronteriza Ciudad Juárez, en Chihuahua, donde el autor de “Sexo constante” creció, entre hoy y el lunes se realizarán actos conmemorativos que incluirán un desfile llamado “Hacia lo alto Juárez” y en el que habrá carros alegóricos, bailes y malabares.
La Plaza Garibaldi de la Ciudad de México, en la que se ubica un monumento de Juan Gabriel, igualmente será este lunes el escena de un homenaje al cómico.
En ese superficie, conocido por ser el epicentro del mariachi en la hacienda, artistas como Onixys Miranda, Letizia San Román o Ruth Mirelles interpretarán los temas más conocidos de Juan Gabriel en los estilos pop, ranchero y ópera.
En páginas web y redes sociales, los seguidores del cantante y compositor continúan alimentando las parte sobre eventos y homenajes, a las que se añaden las relacionadas con sus reconocimientos póstumos (tras su homicidio, Aguilera ganó dos Grammy Latino y dos premios Billboard).
Alejandra Ordóñez, vocera del club de fans oficial de Juan Gabriel, dice a Efe que ya ha superado la etapa de abjuración que le sobrevino tras el fallecimiento de su ídolo, pero que todavía continúa con tristeza y “sintiendo mucho su marcha”.
Reconoce que hasta el momento se siente incapaz de ver de forma completa un concierto del cantante, porque es doloroso.
Ordóñez relata que la última vez que lo vio fue en el estado de Sonora, en julio de 2016, cuando organizó un concurrencia para sus fans.
“En estas reuniones él pedía que los fans le ofrecieran poco, una conducta los que supieran cantar o zapatear, asegurar un poema, lo que quisiéramos. Él quería ser nuestro divulgado”, afirma.
Ahora, asegura que lo tiene presente de guisa diaria, porque se identifica con los sentimientos que transmitía: “Todo el percibir mexicano, la tristeza, el dolor, sufrimiento, alegría, lo supo cantar muy acertadamente en sus canciones”.

“No creo que haya otro como él”, concluye Ordóñez.