En Hidalgo Itundujia Inician la producción de árboles

Con posibles propios, la empresa comunitaria Nacidos para Crecer ha establecido tradicionalmente un almácigo de incorporación tecnología para la producción de más de 10 mil plantas anualmente, con el objeto de ayudar a la regeneración en las áreas aprovechadas e incorporar a la producción forestal de más campos agrícolas y ganaderas que han sido abandonadas.

El invernadero está construido con estructura metálica, mayas de sombra en un 60 por ciento, adaptado de mesas para colocación de charolas, estructura con soldadura distinto, encima de materiales pétreos que en total hacen la inversión de más de 400 mil pesos.

Para producir árboles de pino ocote y gestar el exposición sustentable en el rendimiento de madera, sostener más de 60 empleos directos por más abriles, se inició el funcionamiento de un almácigo en el carpintería, Nacidos para Crecer de la comunidad de Hidalgo, Santa Cruz Itundujia, tesina que se originó al obtener el primer puesto entre 14 países de Latinoamérica.

Como lo hacen cada año, el pasado 30 de junio de 2017 se llevó a angla su trayecto de reforestación, pero en esta ocasión con la contribución del Centro Cemex-Tec de Monterrey con un tesina auténtico para la implementación de un almácigo semi-automatizado, donde fueron testigos comuneros, estudiantes, autoridades comunales y personal del Tecnológico de Tlaxiaco.

Tomás Estrella Sánchez, representante procesal de Nacidos para Crecer da a conocer que el almácigo de incorporación tecnología para la producción de más de 10 mil plantas anualmente es una obra que inició en esta pueblo con una inversión de 400 mil pesos, posibles ganados del premio Cemex-Tec 2016 en la categoría transformando comunidades.

Es un tesina de jóvenes que están interesados en el uso del arbolado de guisa sustentable, originarios de esta población de Hidalgo Itundujia, estudiantes del Instituto Tecnológico de Tlaxiaco obtuvieron el primer puesto a nivel franquista y en el interior de otros institutos tecnológicos de 14 países.

El invernadero fue posible luego del tesina que presentaron los tres jóvenes estudiantes José Guadalupe Romero Marín, Eleazar García Zúñiga y Salvador Hernández Cruz, quienes son los principales interesados en conservar el medio animación, una coincidencia que pesquisa la sostenibilidad mediante acciones, coexistentes y permanencia de los empleos y el propio tesina del carpintería.

“Hemos nacido entre el arbolado, bienquerencia por el bosque, desde niños aprendimos a trabajar la madera, sustento para continuar en la escuela, cariño por la tierra que se lleva en el alma para conquistar acciones de conservación”.

Se prevé la coexistentes de más de 10 mil árboles, ésta es una meta que se tiene que aventajar con el fin de conquistar el suministro de materia prima por lo menos a 50 abriles que contaría a partir de este año 2017.

Omar Sánchez Cruz, presidente de la asociación mexicana de profesionales forestales AMPF, sección Oaxaca, y responsable técnico forestal en Santa Cruz Itundujia, da a conocer que se encamina un tesina forestal, donde los jóvenes han sido puente principal con el fin de gestar las condiciones en esta materia por muchos abriles más.

Esta es una iniciativa en la categoría transformando comunidades, la innovación y preservación de los posibles naturales de Latinoamérica, es un apoyo de los proyectos rurales, donde hay especialistas muy interesados como Mario Manzano Camarillo, investigador del Tecnológico de Monterrey y coordinador de Cemex-Tec para el exposición sostenible, quien con varias horas de camino y la terracería en malas condiciones ha llegado hasta esta pueblo de la Sierra Sur.

Hay confianza con esta táctica de la recuperación del bosque a través de los viveros forestales, desde luego que está avalado por el Instituto Tecnológico de Monterrey, ellos apoyan el exposición comunitario de Hidalgo, Santa Cruz Itundujia.

Este tesina de almácigo para la producción de pino ocote es un conjunto de acciones para el aumento de la productividad, sostener los posibles para las generaciones futuras, donde los jóvenes están dando su participación.

NACIDOS PARA CRECER

La empresa comunitaria Nacidos para crecer se creó en 1993, con la intención de gestar empleos y el rendimiento sustentable, en la comunidad de Hidalgo, municipio de Santa Cruz Itundujia, Putla, Oaxaca.

Posteriormente de que vencieron las concesiones para el rendimiento forestal maderable en los abriles ochenta, muchas comunidades quedaron al beneficio de esta actividad agudizándose el desempleo y la pobreza en las zonas rurales de Oaxaca.

Derivado de esta preocupación, fue como un liga de comuneros de Itundujia se organizaron para crear la empresa comunitaria señal “Nacidos para Crecer”. La actividad principal se concentró en el rendimiento maderable de sus posibles forestales.

Nacidos para Crecer es una de las 14 empresas que existe en este alejado municipio de Oaxaca, en la Sierra Sur, donde la migración es un problema social que denigra las familias. En esta empresa comunitaria se emplean actualmente 62 personas por temporada de producción forestal y han rematado diversificar sus actividades.

El rendimiento forestal maderable que desarrolla Nacidos para Crecer está avalado por el Comisariado de Riqueza Comunales, quien a su vez cuenta con el permiso de la Semarnat y el seguimiento técnico de un equipo amplio de Profesionales Forestales de Oaxaca.