Julie Andrews vuelve a la pantalla chica de la mano de Netflix

La actriz Julie Andrews regresa a la pantalla con un renovador software. Se comercio de Julie’s Greenroom, un show que rebusca mostrar al conocido de niño el mundo de las artes escénicas.

La concierto, el bailete, la música y otras habilidades serán retratados en este nuevo espacio de Netflix que fue creado por la protagonista de Mary Poppins pegado con su hija Emma Walton Hamilton y la argumentista Judy Rothman.

“Siempre quise hacer un software para transmitir el arte a los niños y a las familias”, señaló la intérprete durante un colisión con la prensa en la ciudad de Nueva York.

Andrews quiso destacar la importancia que tiene incentivar este tipo de habilidades en los más pequeños: “Las artes son un puente entre los países y sus culturas. Te permiten encontrar tu identidad”.

La nueva envite de niño de Netflix trae a la memoria recordados espacios como Plaza Sésamo y Los Muppets, en los cuales los grandes protagonistas son las marionetas.

Los títeres que darán vida a este software son denominados “greenies” y representan a un variado camarilla de estudiantes de la particular escuela en la que la Señorita Julie imparte sus clases.

“Cuando ves el show tú solo te enfocas en las marionetas. Es poco increíble”, afirmó la actriz, que definió a quienes están detrás de estos personajes como héroes anónimos.

En el software –que debutará en Netflix el 17 de marzo– la octogenaria intérprete compartirá decorado con el actor Giullian Yao Gioiello y con variados invitados, entre los que destacan la cantante Sara Bareilles y los actores de la serie Unbreakable Kimmy Schmidt, Ellie Kemper y Tituss Burgess.