La lonchera ideal depende de la actividad física y edad del niño

Con el inicio del año escolar, aumenta la preocupación de los padres acerca de cómo prepararles a sus hijos meriendas ricas y saludables, que les permitan a los niños mantenerse sanos al mismo tiempo que disfrutan lo que consumen.

Para la doble en avituallamiento, Verónica Corcegas, la comestibles es uno de los factores más importantes durante la infancia, ya que determina el crecimiento de los niños a lo holgado de la primera etapa de su avance físico.

Tanto en niños como en adolescentes, debe contener suficientes calorías y nutrientes para cubrir las demandas metabólicas como, por ejemplo, el consumición energético, crecimiento y adeudo asociado, entre otras variables, dijo la nutricionista durante el software Por Tu Lozanía, de El Carabobeño Radiodifusión, que se transmite de lunes a viernes, de 11:30am., a 12:30pm.

Explicó que los nutrientes (proteínas, carbohidratos y grasas saludables) deben ajustarse de forma balanceada para cubrir el total de calorías que el organismo requiere durante la recorrido. Luego de hacer el cálculo, el contenido calórico se distribuye a lo holgado del día, en cantidades y momentos específicos, según las evacuación.

En cuanto a las meriendas, detalló que debe ser nutritiva y saludable, para que los niños se recarguen de energías para continuar las tareas académicas y mejorar el rendimiento escolar.

Al  prepararlas se debe tomar en cuenta no sólo los requerimientos antiguamente señalados, sino asimismo la tiempo, el sexo, las actividades físicas que realicen, así como patologías asociadas, por lo que los cálculos son individuales y dependen de muchos factores.

Según la doble, la lonchera debe contener alimentos ricos en proteínas (yogurt, quesos blancos, pierna de pavo, carnes, huevos); carbohidratos (frutas, cereales en normal, vegetales) y grasas saludables (frutos secos, semillas y aceites vegetales). Las chucherías no tienen valencia nutricional y, por consiguiente, debe sustituirse por alimentos como estos que si cubran evacuación metabólicas.

Recomendó favorecer de la misma guisa a los niños en casa, para que se acostumbren a ingerir platos con stop valencia nutricional. Incluso se debe evitar las calorías vacías (comidas que tienen una cantidad importante de energía, pero que aportan muy pocos nutrientes o ningún) al igual que los productos chatarras.

Las  meriendas se pueden preparar con lo que haya en casa, “todo es cuestión de retener nominar los alimentos que garanticen la vigor y no aquellos productos que por demás son correctamente costosos y no aportan nulo”.

Y no hay que tener mucho para yantar balanceado y rico. “Escoger buenas especies, condimentos y productos de calidad puede dar unas comidas deliciosas y que cubran las evacuación nutricionales. Recetas hay muchas, crear un plato no es tan difícil si tienes lo cardinal”, dijo.

Tomando en cuenta que escasean varios productos, como la harina, sugirió la doble sustituirla por casaba, cachapas o galletas.

Mientras está prohibido las chucherías, snack, jugos pasteurizados, y es preferible colocarle frutas que en jugos.

Y para elaborar meriendas económicas recomendó utilizar productos de la temporada, sobre todo si se tráfico de vegetales y frutas. Por ejemplo, si es época de tomates, se pueden usar para hacer ensaladas y asimismo para preparar salsas caseras con las cuales preparar comidas diferentes y sabrosas.

Más detalles de la entrevista completa por nuestra página web www.el-carabobeno.com o por nuestro canal youtube, colocando Por Tu Lozanía, conducido por Ana Isabel Lago.