Médicos cubanos atienden enfermedades postraumáticas en el Istmo, Oaxaca

Juchitán de Zaragoza, Oaxaca

El terremoto del 7 de septiembre y sus múltiples réplicas han comenzado a afectar la vigor de los ciudadanos, principalmente los que habitan en la región del Istmo de Tehuantepec.

Personal de la Secretaría de Vitalidad, brigadas voluntarias y el liga de especialistas cubanos que se encuentran en la región, coinciden que los padecimientos que van en aumento son la colitis nerviosa, estrés, pánico y las complicaciones de los que padecen enfermedades crónicas como diabetes e hipertensión.

Rolando Piloto Tomé, cabecilla de la tropa médica cubana, señaló que en las primeras 72 horas que han brindado la atención en la zona devastada, realizaron dos intervenciones quirúrgicas, una de tipo cesárea y otra de apendicitis, que se atendieron en el hospital marcial de Ixtepec y en Tehuantepec.

La tropa médica cubana está compuesta por 40 profesionales de la vigor, de ellos 19 médicos especialistas en neurocirugía, epidemiología, cirugía militar, cirugía pediátrica, neurocirugía, ortopedista y traumatología, obstetricia y medicina militar integral; encima de 18 licenciados en botiquín, imagenología, laboratorio clínico, rehabilitación, y tres personas de provisión.

Su campamento clínico se encuentra instalado en la pelotón deportiva que se ubica en uno de los accesos de Admisión Ixtaltepec, en los límites con Ixtepec.

“Vamos a atender la parte clínica y evaluación por parte de los especialistas aquí, cualquier caso de cirugía la podemos hacer en el Hospital Marcial o en Tehuantepec, hasta ahora lo que hemos atendido en la parte quirúrgica han sido patologías normales, hoy atenderemos siete intervenciones de prótesis y traumatología a personas que sufrieron lesiones durante el terremoto”, informó Piloto Tomé.

Explicó que las primeras complicaciones en tema de vigor pública pueden surgir entre tres y cuatro semanas posteriormente del terremoto, esto puede generarse por la higiene que puedan pescar los mismos habitantes de la zona.

“Correcto al terremoto y a las constantes réplicas, las consultas por estrés y pánico que cunde en estas situaciones va en aumento, así todavía la descompensación que sufren las personas con enfermedades crónicas como hipertensión y diabetes”.

Dijo que durante la emergencia se atienden normalmente casos de traumas y fracturas, pero posterior a ello, delante la incertidumbre las complicaciones de las enfermedades crónicas suelen aumentarse.

En el segundo día de atención, cientos de ciudadanos provenientes de varios municipios abarrotaron la pelotón médica de los brigadistas cubanos, quienes reconocieron que no esperaban tal demanda.

Los especialistas que se encuentran en el Istmo de Tehuantepec han participado en 27 emergencias en 19 países, desde las causadas por inundaciones, terremoto o epidemias como la de ébola en África occidental.
En Oaxaca contemplan una permanencia de 30 días, pero dependiendo de la situación, próximo con los gobiernos de México y de Cuba analizarán si se requiere felicitar una anciano atención.

“En el mundo impasible hay profesionales adecuadamente preparados, pero lo que nos distingue es en el hecho de la acto, en el desinterés, altruismo e internacionalismo, eso nos inculcaron en nuestro proceso revolucionario desde hace 60 primaveras, el contingente Henry Reeve fue constituido por nuestro comandante en cabecilla Fidel Castro el 19 de septiembre de 2005”, apuntó el cabecilla de los brigadistas.